Versiculos

Jeremias 33:3

Jeremias 33:3
El libro de Jeremías es un libro profético, identificarnos en sus vivencias nos lleva a entender proféticamente lo que el señor quiere hablarnos en este tiempo. Si estas pasando por pruebas, procesos, y desiertos, El señor te dice hoy, no te quejes, no busques consuelo, ayuda o salida en el hombre, te dice; clama a mí que Yo, soy tu Dios. En Jeremías 3:33 esta la respuesta clave a esa prueba que hoy estas viviendo.

Versos Paralelos

La Biblia de las Américas

``Clama a mí, y yo te responderé y te revelaré cosas grandes e inaccesibles, que tú no conoces.

Nueva Biblia Latinoamericana

'Clama a Mí, y Yo te responderé y te revelaré cosas grandes e inaccesibles, que tú no conoces.'

Biblia Jubileo 2000

Clama a mí, y te responderé, y te enseñaré cosas grandes y dificultosas que tú no sabes.

Sagradas Escrituras 1569

Clama a mí, y te responderé, y te enseñaré cosas grandes y dificultosas que tú no sabes.

Reina Valera 1909

Clama á mí, y te responderé, y te enseñaré cosas grandes y dificultosas que tú no sabes.

Jeremías 33 3, Dios nos muestra el amor

No hay una sola parte de nuestra vida que a Dios no le importe profundamente, de hecho, no sólo le importa sino que quiere estar involucrado en todo lo que queremos, necesitamos o hacemos.

Dios tiene secretos; y los secretos de DIOS son para los íntimos.
"El secreto de Yahveh es para los que le temen, y ÉL les dará a conocer su pacto". Salmos 25:14

La oración es un arma poderosa que nos permite intimar con Dios. Sólo perdemos por no rezar más, perdemos por no buscar más respuestas de Dios, perdemos por no pedir la guía de Dios. Verás... Dios quiere hablar MÁS, Dios quiere compartir algunos de sus secretos con nosotros.

Contenido Relacionado :  Versículo del día

La relación con Dios es muy hermosa. No sólo quiere escucharnos, también quiere hablar. Dios quiere compartir sus sueños con nosotros, ÉL quiere distribuir SUS dones. Dios quiere abrir nuestros ojos y ÉL quiere llevarnos a los misterios de su maravillosa gracia.

Dios quiere compartir con nosotros lo que hay en su corazón. Dios quiere mostrarnos cosas grandes y ocultas que no conocemos. Por eso ÉL nos invita a rezar... a invocar a ÉL en todo momento.

Significado

Esta palabra vino al profeta Jeremías estando en la cárcel, humanamente el profeta no había de sentirse de lo mejor ya que se encontraba preso y con pena de muerte, un estado nada grato, su alma se encontraba abatida, se podría decir que hasta sombría, mas en ese momento de angustia y desesperanza que Dios le habla, le habla a su alma. Mostrando nuestro Padre Celestial que para cada circunstancia de nuestras vidas él tiene una promesa, una respuesta, una salida.

1. Clama a mí

Clama a mí; Él no le dice ora a mí, le dice al profeta ruega con pasión, un clamor no se puede hacer almaticamente, se tiene que hacer es en el espíritu, ya que tiene que haber una entrega.
Esta misma palabra el Señor te la dice hoy, si te encuentras abatido, solo, o si tu alma está vacilando en tu fe, quizás sientas que tu ministerio por diversas circunstancias ha terminado. El señor te dice hoy, no te quejes, no busques consuelo, ayuda o salida con el hombre, te dice clama a mí que soy tu Dios.

2. Y yo te responderé

Y yo te responderé; Le dice te voy a contestar, suena un poco raro que el Señor le dijera a Jeremías si tú me clamas yo te responderé, pues este era un Profeta de Jehová, a quien Él hablaba continuamente, es de suponerse que el profeta estaba acostumbrado a que el señor le respondiera. Efectivamente él estaba habituado a que el señor enviara palabra atreves de él para el pueblo más no tanto, palabras que se dirigiese particularmente a él, y mucho menos en momentos tan desalentadores.
Y te dice: “Yo voy a contestar tu petición, yo voy a responder tu clamor”. Te dice he visto tu aflicción. Es importante que entendamos que Dios es Espíritu, y si queremos que nos responda debemos clamar a en el espíritu y obtendremos pronta respuesta.

Contenido Relacionado :  Mateo 6:25-34

3. Y te enseñare cosas grandes y ocultas que tú no conoces

Y te enseñare cosas grandes y ocultas que tú no conoces; El profeta Jeremías quizás estaba meditando y diciéndose; ya aquí se acabó todo, todo está perdido, este pueblo ya no tiene salvación por su dureza de corazón. Es allí donde la voz de Jehová irrumpe y dice yo te voy a mostrar las cosas que puedo hacer, cosas que ojos no han visto y oído no escucho.

Vídeos de Jeremias 33:3

Contenido

Entradas Relacionadas